Reducen condena a Dámaso López por entregar a esposa de “El Chapo” Guzmán

México, 24 de febrero de 2021 (NACIÓN 14).- El narcotraficante Dámaso López, quien fue condenado en 2018 a cadena perpetua por cargos de narcotráfico, podría salir de prisión en once años, luego de haber cooperado como testigo del Departamento de Justicia de Estados Unidos para la detención de Emma Coronel, esposa de Joaquín “El Chapo” Guzmán.

A solo dos días de la detención de Emma Coronel, este miércoles se dio a conocer que un juez redujo la condena de Dámaso López “El Licenciado”, quien se convirtió en el sucesor de Joaquín Guzmán Loera al frente del Cartel de Sinaloa cuando el narcotraficante más buscado fue detenido.

Dámaso quien fue detenido en 2017 en la Ciudad de México y extraditado y condenado en Estados Unidos en 2018 a cadena perpetua, ahora podría quedar libre en noviembre de 2032, de acuerdo con el Buro Federal de Prisiones (BOP, por sus siglas en inglés).

“El Licenciado” habría acusado a Emma Coronel, esposa de “El Chapo” Guzmán, de orquestar la fuga de su esposo del penal del Altiplano en julio de 2015 sobornando a las autoridades de la prisión.

De acuerdo con la denuncia firmada por el FBI, Coronel Aispuro conspiró para distribuir un kilo o más de heroína, cinco kilogramos o más de cocaína, 1.000 kilogramos o más de marihuana y 500 gramos o más de metanfetaminas por importación ilegal a los Estados Unidos.

Asimismo, basado en interrogatorios del FBI a miembros del Cártel de Sinaloa, que lideraba Guzmán Loera, se determinó que Coronel Aispuro conspiró con otros para ayudar a Guzmán en su escape del Altiplano el 11 de julio de 2015 a través de un túnel subterráneo.

Asimismo, de acuerdo con uno de los testigos colaboradores, Coronel le entregó 100 mil dólares para tramitar la compra de un inmueble en las cercanías de la cárcel del Altiplano cuando “El Chapo” fue arrestado nuevamente en enero de 2016, en Los Mochis, Sinaloa y encarcelado en el Altiplano, con el fin de planear una nueva fuga.

Sin embargo, el exlíder del Cártel de Sinaloa, fue trasladado sorpresivamente en mayo a una cárcel en Ciudad Juárez, en la frontera con Estados Unidos.

Después de la transferencia de Guzmán, según el Testigo Cooperante 1, Coronel dijo que ella y otros estaban tratando de facilitar el traslado de Guzmán de regreso a la prisión del Altiplano “donde un escape sería posible”.

Coronel habría declarado al Testigo colaborador 1 que se habían pagado dos millones de dólares al funcionario mexicano que supervisaba las cárceles mexicanas para facilitar la transferencia, sin embargo, “El Chapo” fue extraditado a Estados Unidos.

En total, el Testigo colaborador 1 como lo nombra el FBI en su investigación, y quien sería Dámaso López, recibió de la esposa del narcotraficante, un total de aproximadamente 1 millón de dólares para ayudar en el plan de escape.

Emma Coronel Aispuro, de 31 años, quien es ciudadana estadounidense y mexicana, fue arrestada el pasado 22 de febrero en el Aeropuerto Internacional Dulles, en el estado de Virginia.

Durante su primera audiencia, se le negó la posibilidad de obtener su libertad condicional con el pago de una fianza por considerar que existía grave riesgo de fuga. La exreina de belleza permanece recluida en el Centro de Detención de Alexandria, Virginia en espera de una segunda audiencia.

Cabe destacar que durante el “juico del siglo” como se le conoció al proceso para enjuiciar al Chapo Guzmán, Dámaso López acusó a Emma Coronel de conocer las actividades de narcotráfico de su esposo y de asumir la “representación” del líder del Cártel de Sinaloa mientras él estuvo detenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *